Social business cuando los árboles no dejan ver el bosque

Nota aclaratoria: Tras haber publicado este post he descubierto que existía otro anterior de Alberto Gómez Aparicio @anotado con el mismo título, pura casualidad. Un mismo título dos lecturas complementarias.

Es habitual que en charlas o presentaciones sobre los social media y su uso en el ámbito empresarial siempre haya alguien que se pregunte para qué le sirve estar en las redes sociales y que a continuación se responda a sí mismo “eso es para otros sectores, no para el mío”.

La irrupción de los social media y la gran repercusión del social business han provocado entre muchos profesionales la urgente necesidad de desarrollar acciones en las redes sociales. En España, en donde las PYMES constituyen la base sustancial de nuestro tejido empresarial, los social media se presentan como una gran oportunidad para mejorar su relación con clientes y explorar nuevos mercados. Pero aún queda un gran camino por recorrer y, si no se hace correctamente, se corre el riesgo de que el social business sea la enésima oportunidad perdida. Muchas empresas, atraídas por la promesa de un mundo mejor, han abrazado las redes sociales como la solución a todos sus problemas. Sin embargo, la mayoría se introducen en los social media desde la “táctica”,  sin una reflexión estratégica previa. En general, llama la atención el desconocimiento que tienen sobre qué es lo necesitan sus clientes, cómo lo quieren y en qué plataformas.

Esta falta de conocimiento y de comunicación con los clientes suele provocar que los objetivos que se platean las empresas al aterrizar en las redes sociales excedan sus posibilidades reales, lo que suele provocar un rápido y profundo desencanto. Nuevamente, el esperado crecimiento exponencial se ve incumplido. El mayor problema al que se enfrentan un gran número de empresas y profesionales no se limita al desconocimiento de las herramientas tecnológicas, se trata de un problema más profundo y de carácter estructural, derivado de la falta de comunicación con sus clientes en el nuevo entorno digital. Para muchas empresas los árboles de las redes sociales no dejan ver el bosque que representa la conversación con la comunidad que forman sus clientes y usuarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *